Aquella Perla... / ¡Chivas, Chivas! - 13 de Junio de 2018 - Mural - Guadalajara - Noticias - VLEX 728215457

Aquella Perla... / ¡Chivas, Chivas!

Autor:Alberto Gómez Barbosa
 
EXTRACTO GRATUITO

Del encabezado que puso el periodista Reinaldo Martín del Campo a su crónica del partido entre Tampico y Guadalajara, el 30 de septiembre de 1948: "Jugaron a las carreras y ganaron las Chivas 1-0", surgió el mote que primero fue peyorativo y luego se convirtió en grito de guerra: ¡Chivas, Chivas! y para sus seguidores timbre de orgullo ¡Soy Chiva, y qué!

Es el equipo Guadalajara "símbolo de identidad nacional" como afirma el sociólogo Andrés Fábregas en su libro "Lo Sagrado del Rebaño": "El conjunto Chiva es un factor de integración para aquellos que identifican lo mexicano con lo que ello representa, incluyendo, por cierto, las raíces culturales... simboliza las raíces profundas de México".

Su historia ha sido, como es natural, desigual. Desde su fundación en 1906 hasta 1943 participó el equipo en torneos regionales de ligas de aficionados, logrando en ese lapso 13 campeonatos, siendo el equipo de la región más laureado.

En 1943, participa en el campeonato nacional organizado por la naciente Liga Mayor, a la fecha es uno de dos equipos profesionales que han jugado todos los torneos de la hoy llamada Primera División.

De 1943 a 1956 fue época de consolidación y del ¡Ya mero! Luego vino la época de oro, la del campeonísimo, de 1956 a 1965 cuando todos los títulos eran para los rayados.

Los 70 y los 80 fueron años de sequía, hasta que en 1993 tomó el equipo mediante contrato por 10 años la Promotora Deportiva Guadalajara de Salvador Martínez Garza que lo llevó a niveles de popularidad nunca vistos.

Mucho ayudó que los juegos locales tuvieran lugar en el Estadio Jalisco, a las 12:00 horas los domingos, lo que permitía la asistencia de familias completas, vistiendo camisetas de las Chivas y con ánimo de hacer, dentro del estadio, una fiesta, que se intensificaba por la alegría de la música de mariachis, la gracia de una mascota que se volvió muy popular y el estadio, lleno siempre, que era algo digno de ver.

La celebración del campeonato de 1997 es inolvidable. La Minerva y muchas cuadras a su alrededor, rebosantes de camisetas rojiblancas, niños, jóvenes y...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA