Entrevista / Emilio Francisco Chalita Kaim / Acusa: No cumplen acuerdos - 15 de Agosto de 2016 - Mural - Guadalajara - Noticias - VLEX 647022121

Entrevista / Emilio Francisco Chalita Kaim / Acusa: No cumplen acuerdos

Autor:Sandra Salcedo y Julio Pérez
RESUMEN

Empresario. La familia Chalita, una de las de mayor arraigo empresarial, está envuelta en un largo conflicto desde la muerte del patriarca. Uno de los protagonistas comparte su historia

 
EXTRACTO GRATUITO

Guardó silencio casi dos años. Ahora el empresario Emilio Francisco Chalita Kaim responde a los señalamientos públicos que le hizo su madre por la disputa de lo que se conoce como la herencia Chalita.

En 2014, a través de un desplegado, su madre lo señaló de apoderarse de manera irregular de inmuebles que le heredó su esposo Emilio Chalita Bittar.

El empresario sostiene que el reparto de bienes lo acordó con su padre en vida, pero sus hermanos no lo aceptan, lo que derivó en una sucesión de convenios no cumplidos y recursos legales aún en proceso.

El matrimonio de Emilio Chalita Bittar y Claudette Kaim tuvo nueve hijos: Jorge, Esmeralda, Emilio, Luis, Claudette, Carlos Javier, José Antonio, Roxana y María Fernanda. Para efectos legales, el denominado Grupo B lo conforman Emilio y José Antonio, y el Grupo A el resto de sus hermanos y su madre.

Aquí un extracto de la charla con Emilio Francisco. Lea la versión completa en negociosmural.com.

Su réplica por lo publicado por su mamá...

Vengo no con el placer que quisiera venir al medio, para tener que exhibir más nuestro problema interno, hay muchos intereses referente a esto, donde la hermana mayor, que es María Esmeralda Chalita, no voy a mencionar ya los apellidos por tratar de ser más recatado en los nombres, no sé por qué motivo ha insistido en decir que soy la peor persona, establece que le quité a la señora, su santa madre, su casa, cuando ellas saben que no es cierto, porque también ellas lo establecen, que hubo un convenio en el cual la casa, ése es el activo que me quedó después de muchos años de trabajo.

Sí quiero argumentar la historia, desagradablemente, para que la sociedad y las gentes que han hecho y que han tomado partido en esto podamos establecer mi verdad y que la conozcan de viva voz.

Hace 30 años empecé a trabajar con la familia y toda mi intención fue que la familia estuviera unida; eso fue casi imposible.

En el 92 (1992) cuando regreso, los bienes los tienen totalmente embargados y en posición de remate, llegó el momento que remataron las instituciones bancarias los inmuebles. La familia no se molestó, toda mi querida contraparte ahora no se molestó en poner un peso para recuperar los bienes.

Cuando entré a la administración (familiar) no perdí un metro de tierra, cuando en administraciones de la misma familia perdieron varios de los inmuebles que me correspondían y no hubo un sólo reclamo de esos inmuebles como en el caso de Alcalde e Independencia...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA GRATIS