Es STJ 'benévolo' con un homicida - 3 de Julio de 2016 - Mural - Guadalajara - Noticias - VLEX 644319905

Es STJ 'benévolo' con un homicida

Autor:Julio Pérez
 
EXTRACTO GRATUITO

Florencio Ramírez García confesó asesinar a su esposa, lo vieron cargar el cadáver, desató una persecución, le encontraron armas y tenía antecedentes de violencia.

En vez de fincarle parricidio, feminicidio o hasta homicidio calificado, los Magistrados Antonio Fierros Ramírez, Federico Hernández Corona y Sabás Ugarte Parra, integrantes de la Décima Sala del Supremo Tribunal de Justicia, resolvieron de forma unánime a favor del implicado la apelación 1390/2015 y catalogaron el delito como homicidio simple.

En términos prácticos, la posible condena de Florencio se redujo de un margen de entre 25 y 45 años de cárcel, a una mínima de 12 años y máxima de 18.

Su esposa María Asunción Saavedra Martínez, de 65 años, a quien sus hijos y amigos conocían como "Doña Mary", fue asesinada el 4 de agosto de 2015, en su domicilio de Calle Hernando Alvarado Tezozómoc, en la Colonia Jardines de La Paz, Guadalajara.

Una hija de la víctima encontró a su padre cuando trataba de subir el cadáver a la cajuela de una camioneta Lincoln Navigator, de acuerdo con la averiguación previa 344/2015, integrada en el expediente 329/2015-B del Juzgado Noveno de lo Penal.

Florencio reconoció ante el Ministerio Público que el día del crimen limpiaba una pistola cuando tuvo una discusión con Doña Mary, a quien le disparó primero en una pierna y luego en el rostro.

"Me sentía muy nervioso y entonces me empezaron a temblar las manos y con lo molesto que estaba disparé de nueva cuenta, atinando en su ojo derecho", se lee en la declaración del hombre, según la averiguación 344/2015.

"Y entonces vi que mi esposa cayó al piso y duró aproximadamente dos minutos agonizando".

Después de ser sorprendido, escapó a bordo de la camioneta, pero fue interceptado por policías de Guadalajara, quienes tuvieron que disparar a una llanta del vehículo para hacerlo frenar, pues consideraban que en su intento de escape ponía en riesgo a la ciudadanía.

Le decomisaron una caja con dos armas que llevaba en su vehículo, una Colt calibre .45 y un revólver .38 especial, así como 107 cartuchos útiles.

Al revisar su casa, el Ministerio Público descubrió en un clóset de Florencio dos carabinas calibre 7 milímetros, un rifle Winchester .30, una escopeta calibre 12, otros 52 cartuchos y un cuchillo de 20 centímetros de hoja.

Según la apreciación de los Magistrados de la Décima Sala, la declaración fue tomada de forma ilegal y no se reunieron los requisitos para demostrar que el asesinato fue por cuestiones de...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA