Héctor Moreno / Terraza: En lo oscurito - 21 de Noviembre de 2004 - Mural - Guadalajara - Noticias - VLEX 79517675

Héctor Moreno / Terraza: En lo oscurito

Autor:Héctor Moreno
 
EXTRACTO GRATUITO

Casi desapercibida pasó la comparecencia del ex director de la Policía Judicial Federal, Rodolfo León Aragón ante las autoridades, como parte de las investigaciones del asesinato del Cardenal Juan Jesús Posadas Ocampo.

No hubo detalles de su declaración, pero sí se adelantaron conclusiones, pues con su testimonio se ratificó la versión oficial sobre un crimen incidental y se prevé que el caso sea cerrado legalmente en unas semanas.

En mayo de este año, Maricela Morales, funcionaria responsable de las indagaciones, había dicho que a León Aragón no se le había podido localizar. Estaba prófugo por su implicación en el maxiproceso contra el Cártel de Juárez y fue exonerado apenas en septiembre pasado, se sabe ahora.

Cuando ocurrió el asesinato del Cardenal Posadas, en mayo de 1993, Rodolfo León Aragón era director de la Policía Judicial Federal; dependía de Jorge Carrillo Olea, entonces coordinador de Delitos Contra la Salud. La actuación de León Aragón ha sido muy cuestionada.

Jerónimo Eduardo Osorno Lara, ex policía federal, en su testimonio en el maxi-proceso contra el Cártel de Juárez detalló cómo, en 1991, entregó personalmente a León un millón de dólares en efectivo. El dinero lo enviaba un narcotraficante llamado Baltazar Díaz "El Balta".

Eduardo Valle, ex asesor de Jorge Carpizo en la PGR, documentó una lista de sobornos de un operador del Cártel del Golfo, José Alonso Pérez de la Rosa, "El Amable", en la cual aparecían sobornos por un millón de dólares a León Aragón.

José Alfredo Andrade Bojorges, autor de un libro sobre narcotráfico, rindió un testimonio en 1999 en el cual aseguró que uno de los abogados de Amado Carrillo visitaba a León Aragón en sus oficinas para "resolver" encargos y llevarse placas del Estado de Morelos.

Existen otros expedientes en los cuales otros narcos capturados aseguran que León Aragón habría pedido a los Arellano Félix 10 millones de dólares y la entrega de dos pistoleros para desligarlos del asesinato del Cardenal. La versión, con años de diferencia, fue ratificada por un sicario de los Arellano.

Juan Enrique Vazcones Hernández, el 6 de diciembre del 2001, narró cómo el entonces director de la Policía Judicial Federal llamó por teléfono a Ramón Arellano Félix el 23 de mayo de 1993 (un día antes del asesinato de Posadas) para citarlo al otro día en el aeropuerto de Guadalajara. Del día del crimen, dice:

"Que desea precisar que Rodolfo León Aragón se encontraba en la entrada de vuelos internacionales junto...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA