Viven angustiante jornada - 17 de Septiembre de 2007 - Mural - Guadalajara - Noticias - VLEX 80518731

Viven angustiante jornada

Autor:Jonathan Lomelí
 
EXTRACTO GRATUITO

En momentos de zozobra, la desinformación sólo puede convertirse en uno de los martirios más crueles.

Antes de confirmar la muerte de Fidela Cortés Pérez y su hijo Ramiro Zendejas Cortés en el accidente carretero donde fallecieron 17 personas, sus familiares vivieron una angustiante jornada de desinformación y espera.

Los parientes de la mujer de 85 años y su hijo de 52 padecieron un viacrucis, porque varias horas después del percance nadie les informaba qué había pasado con el autobús de la línea Vallarta Plus en el que viajaban sus dos familiares y otros 33 pasajeros.

El autobús se desbarrancó 150 metros a las 2:00 horas del sábado, en el kilómetro 8 de la Carretera de cuota Compostela-Chapalilla, en Nayarit, cuando iba de Vallarta a Guadalajara.

"No había información, aquí estuvimos desde las 6 de la mañana (del sábado) tratando de sacar información con la línea de autobuses, nos doraban la píldora, que no había nada, que fue un pequeño choque, después que fue nada más una acostada y después que sí hubo un lesionado", narró Óscar Gutiérrez Mondragón, pariente político de las dos víctimas en mención.

Desesperados, él y otros cuatro familiares viajaron en una camioneta de Guadalajara hasta Nayarit, pero esto no mejoró la situación.

"No salía el nombre de nuestro fallecido, no aparecía, apareció hasta la una o dos de la tarde, y la otra (fallecida) no la encontramos en el hospital, no la encontramos en la línea Vallarta Plus, en...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA